lunes, 25 de febrero de 2013

LA ODISEA

La Odisea empieza en Grecia años después de la Guerra Troyana. Odiseo (o Ulises, la versión latinizada de su nombre), el rey de Ítaca, no ha logrado volver a casa y muchos creen que está muerto. Sabemos desde el principio del cuento que eso no es verdad. Se lo llevaron preso a la isla de la diosa Calipso. . Además, Poseidón, el dios del mar, no está contento con Ulises y no está dispuesto a dejarle volver a casa.   En Ítaca, la esposa de Ulises, Penélope, es asediada de pretendientes que quieren casarse con ella ahora que su esposo no está. La diosa Atenea, quien ha sido siempre una amiga de Ulises, guía a su hijo, Telémaco a que vaya en busca de información sobre su padre.   Primero, Telémaco va a Pilos para visitar al Rey Néstor, que le da una muy buena acogida, le da de comer y le dice que vaya a ver al Rey Menelao en Esparta. El príncipe itacense lo hace y se entera de que su padre está vivo y de que es prisionero en la isla de Calipso.    Mientras tanto, en Ítaca, los pretendientes hacen planes de matar a Telémaco cuando vuelva. ¡Mucha tensión!   En Olimpos, donde los dioses pasan el rato, Atenea le ruega a su padre Zeus, el rey de los dioses, que tenga piedad de Ulises y que haga que Calipso lo deje marcharse. Zeus lo hace y Ulises emprende su viaje pronto, con muchas quejas de Calipso. La balsa de Ulises se chocaa en la tierra de los feacios, donde lo ayuda Atenea, quien hace que la princesa se enamore de Ulises y que convenza a sus padres que le den comida y refugio. A cambio por su ayuda, los feacios le piden que cuente su historia y aquí se empieza el largo cuento de las aventuras de Ulises durante los años posteriores a la guerra.   Ulises salió de la Guerra de Troya con una nave llena de itacenses. Primero llegaron a una tierra extranjera y saquearon el pueblo. Unos días de tormentas más tarde, llegaron a la tierra de los lotófagos, donde los hombres comen el loto y se olvidan de sus casas y sus familias. Luego a la isla de los cíclopes, monstruos enormes con un solo ojo. Por desgracia, los itacenses se encuentran en la cueva de uno de estos monstruos, quien bloquea la salida con una piedra grande y se come a algunos de los hombres. Ulises, sin embargo, mantiene la calma y le dice al cíclope que su nombre es "Nadie", lo emborracha y el monstruo se duerme. En la noche, Ulises y sus compañeros afilan un palo grande y ciegan a Polifemo con él. El monstruo llama a los otros, "¡Nadie me ha arruinado!", lo cual los hace pensar que nadie ha lastimado a su compañero. Tal es la inteligencia de Ulises.   Pues, todavía queda el problema de salir de la cueva. Ulises ata a sus hombres a los estómagos de las ovejas de Polifemo. Cuando el cíclope mueve la piedra para dejar que salga el rebaño, toca los dorsos de las ovejas para asegurar que no hay nadie escapándose y así lo engañan otra vez. Por desgracia, cuando está huyendo en su nave, Ulises revela su nombre mientras se mofa del cíclope. Resulta que Polifemo es el hijo de Poseidón y ora a su padre, el dios del mar, y le pide que Ulises sufra y que pierda a sus compañeros y que tal vez muera. Ésta es la razón por la que Poseidón odia a Ulises tanto.    Él y sus compañeros llegan a la isla de Eolo, el dios de los vientos. Eolo los ayuda y pone todos los vientos menos el poniente en una bolsa, de modo que los marineros vayan directamente a Ítaca. Por desgracia, Ulises no les dice a sus compañeros qué hay en la bolsa. Creen que es un tesoro y la abren durante el viaje de vuelta, y se ven enfrentados a tempestades de nuevo a ocho a la vez, de hecho.   Luego llegan a la tierra de Circe, una hechicera que convierte a muchos de los hombres en cerdos. Con la ayuda de los dioses, Ulises logra convertirlos en hombres de nuevo y hace el amor con Circe. Por un año. Uno de sus compañeros le pregunta, "¿Ya podemos irnos?" y Ulises dice "OK". Con tristeza, Circe le dice que ahora tiene que bajar al infierno para recibir los consejos del profeta Tiresias. Lo hace y Tiresias le profetiza que llegará a casa pero con mucha dificultad. Ulises habla con otras personas famosas que han muerto, como sus amigos de la guerra Aquiles y Agamenón. Encuentra también al espíritu de su madre, que se murió por de la pena que le causó la larga ausencia de su hijo.   Los itacenses regresan a la tierra de Circe para pedir consejos sobre cómo deberían navegar las aguas peligrosas. Después de desembarcar, se encuentran con las Sirenas, mujeres monstruosas con voces hermosas que pretenden atraer a los marineros hasta su muerte. Ulises será el primer hombre que las oye cantar y que vivirá para contarlo. Ordena que sus compañeros se tapen los oídos y que lo aten al mástil para que pueda oír la canción de las Sirenas. Luego hay dos monstruos aterradores que son, por coincidencia, femeninos: Escila y Caribdis. Como predijo Circe, seis itacenses pierden la vida a causa de Escila, que tiene seis cabezas. Los marineros apenas se escapan de Caribdis, una vorágine enorme que traga el mar y luego lo vomita.   Los itacenses aterrizan en la isla de Helios, el dios del sol. Allí están sus vacas muy especiales. A pesar de haber recibido varios avisos de no comer las vacas – uno de Tiresias y otra de Circe – lo hacen en lugar de morir de hambre, una muy mala decisión. Todos los hombres mueren en una tormenta, excepto Ulises, quien se encuentra en la isla de Calipso por los siguientes siete años.   Así termina la historia de Ulises como la narra a los feacios. Están tan conmovidos que le dan muchos tesoros y lo llevan a Ítaca.

Thor el Dios del Trueno

-->
Thor el Dios del Trueno
-->
Thor fue el Dios nórdico del Trueno quizás el más popular Dios de la mitología nórdica. Poseía un martillo llamado Mjolnr, hecho por los enanos de las cabernas subterráneas, con el que dominaba el trueno, y cada vez que lo lanzaba para desatar su poderoso golpe volvía a su mano como un boomerang; además también tenía un cinturón mágico en Megingiord que duplicaba su fuerza, que cabe a resaltar siempre se caracterizó por ser grandísima. Se le conocía por tener una figura corpulenta y grande, con cabello y barbas pelirrojas, ojos rojos, cuyo don no era precisamente la inteligencia, pero siempre dispuesto a ayudar a sus amigos desinteresadamente. Su misión era mantener a salvo y en orden el mundo de los Dioses y de los humanos, combatiendo a los gigantes y a la gran serpiente del caos. Por Lidia





domingo, 24 de febrero de 2013

EL UNICORNIO


El unicornio es una criatura mitológica representada habitualmente como un caballo blanco con patas de ,antilope barba de chivo, y un cuerno en su frente. En las representaciones modernas, sin embargo, es idéntico a un caballo, sólo diferenciándose en su cuerno situado en la frente
El unicornio es un animal fabuloso protagonista de numerosas historias y leyendas. En la Edad Media estaba considerado como un animal fabuloso capaz de derrotar a animales más fuertes físicamente, incluso elefantes.
Existen tres hipótesis que intentan explicar la aparición de la leyenda del unicornio en Europa:
La primera procede de las exploraciones griega, italiana y macedonia en la India: existían relatos de criaturas de un solo cuerno, probablemente rinoceronte índicos. Si el hipopótamo fue llamado "caballo de río" por los exploradores griegos "caballo" y "río", parece verosímil suponer que igualmente describirían a un rinoceronte indio como un caballo con un cuerno sobre la cabeza.
La segunda proviene de los pueblos vikingos que comerciaban en el interior de Europa cuerno de narval; las primeras representaciones artísticas conocidas de este cetáceo en el interior de Europa eran similares a un unicornio marino. Muy probablemente, y puesto que el mito está documentado desde la antigua Grecia, los pueblos nórdicos tan solo aprovecharon la leyenda preexistente para vender colmillos de narval como si fueran cuernos de unicornio, asociados a todo tipo de propiedades curativas.
La tercera tiene su origen en el reciente (el 13 de junio de 2008) descubrimiento en el parque natural de Prato (Toscana), en la italiana, en el que se ha documentado un corzo con un solo cuerno en el centro. Parece factible que esta peculiaridad se haya producido más veces a lo largo de la historia.En la reserva natural de Prato creen que un corzo con un solo cuerno, como el encontrado en su zona, pudo dar origen al mito.
En realidad, la materia prima de estas milagrosas copas debía provenir de los cuernos de algún rinoceronte o del comillo del , natal pequeña ballena cuyos machos desarrollan tales colmillos a partir de uno de los dos únicos dientes que poseen. Se ha especulado mucho sobre la identidad del animal que pudo haber dado principio a la leyenda del unicornio. La explicación más plausible es que naciera como un intento de Ctesias y sus ayudantes de describir el rinoceronte de la India, un animal de hasta cuatro toneladas que, efectivamente posee un único cuerno sobre su hocico.
A su vez simbolizaba la virginidad, es por ello que se creía que la peligrosa caza del unicornio se simplificaba mucho cuando los cazadores usaban una joven virgen con la que atraer a la criatura y amansarla, de forma que matarlo resultaba mucho más sencillo.

Representación artísticas

El unicornio ha sido representado por múltiples artistas a lo largo del tiempo. Dos de las representaciones más célebres son dos series de tapices: La dama del Unicornio y La Caza del Unicornio . También es el caso del más famoso álbum del cantautor cubano , o el libro de poesía de . Manuel Mujica Lainez publicó en 1965 la novela "El Unicornio", donde recrea un mágico mundo medieval de la época de Las Cruzadas. Su protagonista es el hada Melusina quien por una maldición es transformada todos los sábados en una serpiente con alas de murciélago.
                                            
                                                                                                          de maria

EL MITO DEL MINOTAURO

EL MITO DEL MINOTAURO


Se cuenta que Pasifae, esposa del rey de Creta - Minos- incurrió en la ira de Poseidón y éste, como castigo, la condenó a dar a luz a un hijo deforme: el Minotauro, el cual tenía un enorme cuerpo de hombre y cabeza de toro. Para esconder al "monstruo", Minos ordenó al famoso arquitecto Dédalo que construyera un laberinto, una construcción tremendamente complicada de la que muy pocos conseguían salir. Escondió allí al Minotauro.
Cada luna nueva era imprescindible sacrificar un hombre para que el Minotauro pudiera alimentarse, pues subsistía gracias a la carne humana. Cuando este deseo no le era concedido, sembraba el terror y la muerte entre los habitantes de la región.
El rey Minos tenía otro hijo, Androgeo. Mientras éste se encontraba  en Atenas para participar en diversos juegos deportivos de los que había resultado vencedor, fue asesinado por atenienses. Minos, al enterarse de la trágica noticia, juró vengarse; reunió a su ejército y se dirigió  luego a Atenas que, al no estar preparada para semejante ataque, tuvo pronto que capitular y negociar la paz.



El rey cretense recibió a los embajadores atenienses, les señaló que habían matado a su hijo e indicó que las condiciones para la paz. Atenas enviaría cada nueve años siete jóvenes y siete doncellas a Creta, para que - con su vida- pagaran la de su hijo fallecido. Los embajadores se sintieron presos del terror cuando el rey añadió que los jóvenes serían ofrecidos al Minotauro. Pero no les quedaba otra alternativa más que la de aceptar tal difícil condición. Tan sólo tuvieron una única concesión: si uno de los jóvenes conseguía el triunfo sobre el Minotauro, la ciudad se libraría del atroz tributo.
Dos veces Atenas había pagado ya el terrible precio; pues dos veces una nave de origen ateniense e impulsado por velas negras había conducido, como se indicaba, a siete doncellas y siete jóvenes para que se dirigieran así al fatal destino que les esperaba.
Sin embargo, cuando llegó el día en que se sortearía  los nombres de las próximas víctimas, Teseo, único hijo del rey de Atenas - Egeo- propuso embarcarse como parte del tributo,  arriesgando su propia vida con tal de librar a la ciudad de aquella horrible carga.
Por tanto, al día siguiente, él y sus compañeros embarcaron y Teseo prometió a su padre que cambiaría por velas blancas las negras velas de la embarcación, una vez que hubiera derrotado al monstruo.
El contingente llegó a Creta y los enviados debían permanecer custodiados en un sitio  situado en las afueras de la ciudad hasta el momento de ser llevados al laberinto. Esta prisión reservada a las víctimas de los sacrificios estaba rodeada por un parque que colindaba con el jardín en que las dos hijas de Minos - Fedra y Ariadna- solían pasearse La fama del valor y de la belleza de Teseo había llegado a oídos de las dos doncellas, la mayor de las cuales -Ariadna-  deseaba fervientemente conocer y ayudar al joven ateniense.




 

sábado, 23 de febrero de 2013

DRAGONES

-->





Los dragones son seres mitológicos cuya leyenda aparece en casi todas las culturas, unas veces como dios, otras como un demonio portador de desgracias.
Podemos encontrar leyendas sobre dragones a lo largo y ancho del mundo. Su simbología y comportamiento difiere de unas culturas a otras pero en todas ellas comparte una serie de características generales. Se le describe siempre como un ser de enorme tamaño con cuerpo de reptil cubierto de escamas, grandes garras y cola de serpiente. Muchos de ellos tienen alas y expulsan fuego.
Se les consideraba guardianes de grandes tesoros o caminos secretos, por lo que su simbología sería la de un guardián al que el héroe ha de vencer para alcanzar su meta. Al contrario de otros seres mitológicos no eran seres salvajes sino criaturas sabias e inteligentes, guardianes de secretos arcanos.

Tipos de dragones

Aparte del ya conocido dragón occidental y el oriental (con cuerpo de serpiente, sin alas y con melena de león), podemos encontrar diferentes tipos de dragones. Citamos a continuación algunos de los más conocidos:
  • El dragón de las hadas: De tamaño diminuto y alas de mariposa. Suelen alimentarse de frutos secos y flores. Reciben este nombre porque las hadas suelen utilizarlos como montura.
  • El wyvern: Parecido al dragón europeo pero con sólo dos patas traseras y una larga cola cuya punta suele ser venenosa.
  • El wyrm: Es un dragón acuático, sin alas ni patas que vivía en ríos, lagos o pequeñas cuevas submarinas. Se decía que podía alcanzar proporciones gigantescas.
  • La serpiente de mar: Al igual que el wyrn, no posee patas ni alas. Habitaba en los océanos y su presencia se señalaba en los antiguos mapas con la leyenda "Aquí hay dragones". Los marineros relataban sus encuentros con estos gigantescos seres, capaces de destrozar por completo un barco y devorar a su tripulación.
Podemos clasificar también a los dragones según el color de sus escamas:
  • Dragones verdes: Son maestros de la intriga, las mentiras y las murmuraciones. Vivían en bosques, cerca de lagos y ríos y solían camuflarse en lugar de atacar directamente. Se dice que su aliento es venenoso.
  • Dragones negros: Viles y de mal temperamento, de fétido aliento y aspecto demacrado y esquelético. Viven en zonas pantanosas y de su boca sale ácido.
  • Dragones rojos: Viven en montañas y volcanes. Son avariciosos y gustan de acumular tesoros, comer carne humana y secuestrar doncellas. Expiran fuego por la boca.
  • Dragones azules: Son reflexivos y solitarios y tienen un cierto sentido de la moral. Viven en estepas o desiertos y pueden arrojar rayos con su respiración.
  • Dragones blancos: Son criaturas inteligentes y solitarias, que suelen vivir en planicies heladas. Al ser de tamaño más pequeño que sus congéneres son más cobardes. Emanan escarcha helada al respirar.

El mito de los dragones hasta la actualidad

Las leyendas sobre dragones han aparecido en muchas culturas antes de que éstas tuvieran contacto entre sí. Aunque hay quienes toman este hecho como fundamento para decir que esta especie existió en la antigüedad y que luego se extinguió, podemos explicarlo por los fósiles de dinosaurios extendidos por todo el mundo
que pudieron tomarse como esqueletos de estas criaturas. que pudieron tomarse como esqueletos de estas criaturas.

las hadas

Las hadas

Como el invierno estaba a punto de llegar ,las hadas y los duendes del bosque del árbol mágico tenían que preparar las provisiones .y mientras se ponían ropa de abrigo ,oyeron un sonido muy extraño... -¿lo habéis oído?- Pregunto Tafla -¡parece que alguien necesita ayuda¡ ¡ vamos haber quien es¡ siguiendo el sonido ,las tres hadas salieron del árbol mágico y volaron hasta llegar a las ramas más altas. Encontraron a un herrerillo que no dejaba de piar de dolor . -¡tiene una patita rota ¡-dijo Violet-.necesita ayuda ...¡ venga vámonos¡ y así , en un momento , las hadas sujetaron al herrerillo con mucho cuidado y se lo llevaron al interior del árbol mágico para curarlo .-¡te vamos a llamar Mirco¡-exclamó Selvia. Al atardecer, Mirco se encontraba mejor y empezó a piar . La reina Brizna pensó que había un intruso peligroso en el árbol mágico , pero se llevó una sorpresa al ver a un pajarito con una patita entablillada .Violet ,Tafta y Selvia fueron a disculparse con la reina .-Si queremos estar a salvo,debemos ser muy prudentes -dijo la reina Brizna -.¡pero seguro que este herrerillo no hubiera sobevivido sin ayudo¡ ¡y espero que la próxima vez me consultéis antes de hacer algo tan grave y peligroso ¡-oh ¡
¡que bonito es ¡-dijeron las hadas y los duendes , que se acercaron y lo acercaron y lo acercaron y lo acariciaron . Unos días después el herrerillo Mirco ya estava curado y dar las gracias de un modo especial a sus amigas Tafta ,Violet Selvia , ¡que le salvaron la vida

sábado, 2 de febrero de 2013

EL TRIUNFO DE LO PEQUEÑO

 
Esta historia se remonta a un planeta lejano donde vivían gigantes y enanos. No era muy apacible porque los gigantes dominaban todo. Pero un día, el Rey Galbatoris junto con su hijo Erón y unos soldados se escaparon de sus celdas, en total eran quince.

Erón: Y ahora, ¿que?
Galbatoris: Ahora salvar a los demas.
Erón: ¿Como? Ellos son cientos y nosotros  somos...quince. Ademas, ellos son enormes y nosotros enanos.
Galbatoris: Si... lo suficientemente para que no nos vean. Bueno, preguntemos a ese gigante.
Eròn: Pero si nos ve, nos volverá a encerrar.
Galbatoris: Hazme caso, ya verás.
Galbatoris: Hola, nos podría decir cuántas plantas tiene esta fortaleza y qué tienen.
Gigante:Tres: los de la 1ª planta, los civiles; la 2ª planta, los soldados y el rey...
Galbatoris: ¿Y la 3ª planta?
Gigante: La 3ª planta es el Depósito de Armas.
Galbatoris: Gracias. Bueno ahora nos tenemos que dividir en cinco grupos. Orón, te quedas aquí con otros cuatro. Yo iré arriba también con otros cuatro. Y tú hijo... demuéstrame lo que puedes hacer, irás al Depósito de Armas...

Después de liberar a todos los prisioneros y coger armas, van conquistando poco a poco las tierras. Por eso no hay que subestimar las cosas pequeñas.